PwC ha publicado un informe extenso muy interesante titulado “Trabajar en 2033″. En él analiza los retos de España para construir un mercado laboral próspero y para ello destaca el papel de los Recursos Humanos. “La gestión de los recursos humanos será imprescindible para atraer el talento del mercado global, retener a nuestros mejores profesionales, generar compromiso, consolidar la cultura de nuestras organizaciones y gestionar la diversidad, en especial la generacional”.

Tras reflexionar acerca de la evolución y las tendencias del mercado de trabajo, a grosso modo podemos deducir:

  • que los estudios más demandados en el mundo serán carreras tecnológicas, de comunicación e Internet, de Medicina y Salud, de Ingeniería Civil y Medioambiental así como aquellas relacionadas con el sector financiero y la traducción y la interpretación
  • flexibilidad como modalidad de trabajo dominante
  • tendencia de trabajo para varias compañías, así como auto empleo y perfiles freelance
  • importancia del ambiente profesional y de la conciliación

“Trabajar en 2033″ también plasma las asignaturas pendientes de España  y aporta una serie de recomendaciones para las administraciones públicas y para el tejido empresarial, así como para los estudiantes y la población activa en general. En este último sentido, aconseja preocuparse por la empleabilidad para encontrar o mejorar el puesto de trabajo, crear una marca personal para diferenciarse y generar networking a través de la presencia activa en redes sociales y foros.