Cuando hablamos de mujeres que hicieron historia, solemos pensar en Margaret Thatcher, Coco Chanel o Frida Kahlo. Sin embargo, si ahondamos un poco en el asunto, encontramos cantidad de nombres y apellidos femeninos que dejaron huella por diversas razones. Aprovechamos el Día Internacional de la Mujer para compartir algunas grandes historias.

En 1889, tras su graduación en la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de Buenos Aires, Cecilia Grierson se convirtió en la primera médico de Argentina. Su vocación como tal surgió a raíz de la enfermedad de una amiga suya. Se dedicó a la ginecología y obstetricia, campo donde se hizo hueco contra viento y marea en un mundo poco preparado para ver a las mujeres en cargos de responsabilidad. También es recordada por ser una revolucionaria defensora de la libertad y la igualdad.

Margaret Bourke White fue una estadounidense aficionada a la fotografía pionera en muchas cosas. No sólo fue la primera mujer corresponsal de guerra, sino que también fue la primera a la que se permitió trabajar en zonas de combate durante la Segunda Guerra Mundial. Además fue la primera mujer fotógrafa de la revista Life y la primera reportera extranjera en conseguir autorización para viajar a Rusia en 1930, cuando el país se encontraba cerrado al mundo occidental.

Margaret Bourke White.

Margaret Bourke White.

En 1967, el maratón de Boston contó con un corredor que marcó un antes y un después. A la hora de hacer la inscripción, y para no llamar la atención, las iniciales K. S. escondían el nombre de Katherine Switzer. Al iniciar los 42 kilómetros, el director y oficial de carrera intentó detenerla al grito de “Maldita sea, ¡sal de mi carrera y dame ese número!” pero el entrenador de la joven en la Universidad de Siracusa y su novio le guardaron las espaldas. Tras cuatro horas y veinte minutos, pasó a ser la primera mujer en correr un maratón con dorsal, el dorsal 261, un número lleno de significado.

Terminamos con una jovencísima pakistaní, Malala Yousafzai, que a los 17 años recibió el Premio Nobel de la Paz 2014. Desde entonces es la persona más joven en obtener el galardón en cualquiera de sus categorías. Famosa por su activismo a favor de los derechos civiles, y en especial de los derechos de las mujeres en Pakistán, tuvo que trasladarse a Inglaterra tras sufrir un atentado en 2012 cuando un hombre le disparó tres veces. Ese mismo año, Malala escribió bajo pseudónimo un blog para la BBC sobre su vida bajo la ocupación de los talibanes y su punta de vista sobre la educación de las niñas en el valle de Swat donde vivía. ¡Y esto no es más que el principio de la historia de Yousafzai…!